Carta del Presidente

Estimado Socio:

La Junta Electoral acaba de confirmar los resultados de las elecciones a Junta Directiva que, el pasado 21 de julio, se celebraron en el Club, siendo ésta la primera ocasión en que me dirijo a ti desde mi nueva responsabilidad, como Presidente del Club de Golf Escorpión.

Mis primeras palabras han de ser de agradecimiento. A todos los socios, que acudieron en gran número a depositar su voto, con independencia del sentido del mismo, ya que al margen de cuál haya sido la candidatura elegida, lo realmente importante es que el nuevo rumbo del Club ha sido decidido por votación entre dos alternativas y con una elevada participación. A los componentes de la Junta y de la Mesa Electoral, por el tiempo que han dedicado al proceso electoral, en beneficio de todos. A la Junta Directiva saliente, de la que alguno de nosotros hemos formado parte hasta hace nada y, en especial, a nuestro Presidente (lo seguirá siendo siempre, al menos para mi), Don Jaime Mira Franco, artífice indispensable de la extraordinaria mejoría que nuestro Club ha experimentado en los últimos ocho años. A los empleados, a todos ellos, por su involucración diaria para que el socio se sienta a gusto en el Club, que han hecho posible el cambio al que me acabo de referir, han sabido mantenerse al margen de las disputas electorales y, una vez finalizadas las mismas, se han puesto a disposición de la nueva Junta Directiva para continuar trabajando en la mejora de nuestro Club. Y, por último, a los componentes de mi Junta Directiva, algunos de ellos compañeros en los últimos años, otros recién incorporados a la gestión del Club, por la confianza que depositaron en mí al aceptar, sin dudar, mi propuesta de incorporarse a este nuevo proyecto (http://clubescorpion.com/el-club/junta-directiva).

Mucho ha sido lo que se ha hecho en el Club en los últimos años, pero mucho es lo que queda por hacer, con un enfoque quizá distinto, porque distinta es la situación actual respecto de la que existía en el año 2009. Tenemos que consolidar las mejoras experimentadas, concentrarnos en la cultura de los detalles, en aquellos aspectos que hacen a nuestros socios estar a gusto en el Club. Tenemos que dar satisfacción a sus necesidades y atender sus peticiones. Para ello, necesitamos recibir las sugerencias de los socios, de una manera fluida, inmediata y cercana. Queremos que el socio sienta que la Junta Directiva y, por ende, todos los empleados, tienen como único objetivo su satisfacción. Para ello hemos creado el “Comité del Socio”, dedicado, en exclusiva, a recoger ideas y sugerencias, a analizarlas y cuando proceda, a implementarlas, manteniendo informados a los socios de la evolución de sus propuestas. Este Comité funcionará de manera coordinada con el “Comité de Marketing y Comunicación”, con la intención de mejorar uno de los puntos débiles que tenemos en el Club a fecha de hoy y que ha sido objeto de reclamación de manera unánime por nuestros socios.

Tenemos pendiente también el análisis de alguna inversión necesaria a corto plazo: el vestuario de la casa de aperos, la terminación del restaurante o el comedor del personal, así como de otras inversiones de menor calado reclamadas largamente por los socios, como la instalación de más bancos por el campo o la aceleración del proceso de reforestación. Más complejas serán las inversiones a medio y largo plazo, tanto por su importe, como por la dificultad de ejecución e inconvenientes que pueden representar a los socios. Todas ellas serán sometidas a aprobación previa de la Asamblea, ya sea formando parte de un Programa Anual de Inversiones o de manera individual cuando su importe así lo requiera.

Quedan por resolver otros tantos temas complejos por la sensibilidad que despiertan en algún colectivo de socios, como el modelo sostenido de Escuela de Golf que contente a padre e hijos, las condiciones de entrada al Club de familiares e invitados de los socios, el traslado de la tienda a una ubicación más adecuada y el cambio en su sistema de gestión o el acceso independiente al Restaurante Genuí.

Como puedes ver, tantas y tantas cosas por hacer, en las que necesitaremos contar con tu ayuda y participación, ya sea formando parte de alguno de los Comités, con tus sugerencias o a través de tu asistencia imprescindible a las Asambleas. También, en algunos momentos, necesitaremos de tu comprensión, cuando tengamos que priorizar actuaciones y, las que más te interesen, no sean las primeras en ejecutarse.

No puedo despedirme sin recordarte que tenemos un gran Club, con casi 50 años de historia, sin duda el mejor de nuestra Comunidad y uno de los mejores de España. Debemos sentirnos orgullosos de lo que tenemos y seguir mejorándolo, para que nuestros hijos y nietos sientan la misma satisfacción que nosotros por el hecho de pertenecer al mismo. No puedo evitar mencionar a mi padre, que siempre me recordaba que la compra del título del Club fue, sin duda, la mejor inversión que había hecho e iba a hacer nunca. Como siempre, tenía razón.

Esperamos estar a la altura de tus expectativas.

Un fuerte abrazo.

Javier Sancho Sebastián

Presidente